A la gran mayoría de las personas a las que se les pregunta sobre el Internet de las Cosas, les parece que es una gran idea pero, en realidad, son muy pocas en Latinoamérica los que han podido probarlo para determinar qué tan útil y seguro es?

Tal como lo mencionaba anteriormente en otro artículo, tener todo interconectado puede no ser tan chévere como parece, ya que “todas estas innovaciones traen nuevos retos no sólo en materia de integración con la realidad del usuario sino también en materia de seguridad. Puede que este concepto no parezca importante pero, imagínense el siguiente escenario: “por cosas de la vida” un buen día un hacker logra acceder a su nevera inteligente y usa la conexión a internet de la misma para enviar una serie de emails sobre pornografía infantil o, peor aún, la usa para perpetrar una estafa electrónica. Aunque tal situación suena pintoresca, seguramente dejaría de serlo si la unidad local de delitos informáticos lo citara, por su condición de dueño, a presentar los descargos por “el crimen cometido por su nevera”.  

Debido a lo anterior, Symantec ha manifestado su preocupación por el agujero de inseguridad que abre para los cibercriminales el hecho de tener toda una serie de dispositivos en hogares y empresas, que no han sido diseñados ni programados pensando en la seguridad sino en subirse a tiempo a la ola de la interconexión del “internet de las cosas”, lo cual “da papaya” (expresión colombiana para expresar una situación en donde se abre la oportunidad innecesariamente para que suceda algo por descuido o imprudencia) para que la información confidencial de miles de usuarios quede expuesta y relativamente al alcance de más de una mente inquieta, con conocimientos avanzados en seguridad informática.

Para comprobar sus sospechas, Symantec analizó diversos dispositivos inteligentes diseñados para usarse en el hogar y los riesgos a los que podrían estar expuestos los usuarios (puede ver el informe sobre la seguridad del llamado “Internet de las Cosas” aquí). Así pues, se comprobó que muchos de estos dispositivos no tienen la protección básica requerida para que los consumidores puedan tener algo de salud mental.

Los principales problemas del Internet de las Cosas actualmente son:
  • La carencia de protección contra ataques de fuerza bruta.
  • Ausencia de la autenticación de doble factor.
  • No uso de contraseñas seguras o fuertes.
  • Cerca del 20% de las aplicaciones móviles que controlan los dispositivos IoT usados en casa no cifran o protegen los datos enviados a la nube.
  • Algunas vulnerabilidades podrían permitir a un atacante tomar control de ciertos dispositivos de manera remota.
Las recomendaciones de los expertos para contrarrestar dichas situaciones de inseguridad del Internet de las Cosas son: 
  • Estar al tanto de cuántos y cuáles dispositivos están accediendo a su red local.
  • Asegurarse de habilitar las opciones de seguridad y mantener actualizado el software de los dispositivos.
  • Configurar correctamente el firewall de su router y ojalá no usar contraseñas muy básicas para el mismo.
  • Deshabilitar el bluetooth y las funciones que los dispositivos no usan todo el tiempo. 
Felipe Lizcano

About Felipe Lizcano

Una gran curiosidad siempre me ha llevado a investigar sobre la interacción entre el ser humano, las tecnologías y el ambiente. Todo ello de una manera muy ecléctica y desde la óptica de la “ usabilidad” que me ha dado mi formación académica de diseñador, la óptica administrativa que le ha traído a mi vida profesional una especialización en gerencia y la experiencia adquirida al trabajar en diversas compañías, en las cuales la tecnología han sido parte fundamental del núcleo del negocio.

La vida me ha llevado a tomar varios retos en paralelo, entre los cuales se encuentra el de ser editor, parte del equipo de soporte tecnológico y Co-Fundador de TECHcetera.co.

En Twitter me pueden encontrar como @pipeliz_tech (https://twitter.com/pipeliz_tech)

Category

VIDA TECH

Tags

, , , , , , , ,