Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Cómo mejorar el Streaming en su casa? (primera parte)

Felipe Lizcano
La llegada del Streaming ha cambiado los hábitos de consumo de contenidos de los usuarios;  así pues, ya no hay que esperar a descargar completamente un contenido para poder irlo usando. Ahora es posible consumir los contenidos al mismo tiempo que se van descargando. 

Para muchos esto puede llegar a ser una novedad y, por lo anterior, vale la pena especificar las condiciones más básicas para poder hacer el Streaming en casa. Existen muchos casos de uso, pero los más frecuentes están relacionados con ver películas de NetFlix, consumir contenidos en iTunes, sintonizar emisoras en-línea y demás, para lo cual existen varios consejos simples que pueden llegar a ayudarle a los principiantes a configurar su esquema, para consumir contenidos en menos de nada:

  • Verificar que el software de los dispositivos que van a hacer las veces de la fuente o emisor (SmartPhone, tableta, disco duro de red..) de la señal, se encuentre actualizado.
  • Verificar que el software de los dispositivos que van a hacer las veces de receptor (Apple TV, Chromecast, Roku..) de la señal se encuentre actualizado.
  • Hacer una revisión y asegurar que todos los dispositivos  están conectando a la misma red (en caso que estén usado AirPlay o DNLA). En el caso de que la conexión sea Punto-a-Punto (o sea  que los dispositivos se conecten directamente sin necesidad de usar modem o router que haga las veces de intermediario), lo mejor es asegurarse que no exista más de un dispositivo tratando de proyectar contenidos en la misma fuente.
  • Habilitar el servicio de conexión en cada uno de los dispositivos que van a enviar y consumir los contenidos (bien sea usando WiDi, AirPlay, DLNA o similares). 
  • En caso de que exista más de un par de dispositivos que se quieran conectar entre si, seleccionar las parejas o grupos entre los cuales se va a establecer la conexión.
Puede que los anteriores consejos funcionen muy bien por un tiempo, pero en muchos casos (sobre todo cuando se usan las redes inalámbricas o WiFi con una infraestructura compuesta por un emisor, receptor  y un router, todo WiFi) la descarga suele tomar más tiempo que el consumo. Eso es común; quiere decir que las redes WiFi están saturadas y por eso se dan las demoras en presentar los contenidos al usuario final. Es en este punto cuando las conexiones inalámbricas de los hogares muchas veces no dan abasto! En este punto existen varias opciones: 
  • Ser paciente, probar diferentes formas de eliminar la fuente de la interferencia que puede estar generando el problema,
  • Potencializar la señal del WiFi ubicando mejor el router, o por medio de un AccessPoint,  
  • Resetear el router, cambiar las frecuencias de emisión para que no interfieran con las del microondas, sistemas de monitoreo para niños o el teléfono inalámbrico. 
  • Apagar el Bluetooth de los dispositivos (a menos que se estén conectando Punto-a-Punto como en el caso del One-Touch de los Android en donde es necesario usar dicha tecnología para compartir los contenidos entre dispositivos),
  • Hacer las cosas a la antigua, usando cables para conectar el emisor y el receptor de los contenidos. Nota: en caso que el emisor sea un dispositivo móvil, no hay problema! Basta con conectar sólo el receptor (Apple TV…) y la calidad debe mejorar.
Por experiencia propia se que muy  lo más probable es que el usuario promedio intente usar las primeras dos opciones; pero la más estable y confiable (hasta el momento dada la infraestructura de Latinoamérica) puede llegar a ser la opción de usar cables de red (RJ45) para conectar los dispositivos entre si. De sólo pensar en poner las canaletas para ocultar los cables a  gran número de usuarios  les empiezan a quitar las ganas de hacer “Streaming en casa”! A mi me pasó lo mismo y decidí investigar un poco más a fondo hasta cuando  descubrí que existen dispositivos que pueden aprovechar  las conexiones eléctricas y convertirlas en  verdaderas conexiones de red que pueden ser usadas para internet. Después de probar este tipo de tecnología por un día, advertí que los resultados son prometedores, pero, próximamente, les estaré contando en otro artículo un poco más sobre “internet over power” y la manera  como puede llegar a mejorar el consumo de contenidos en casa.