fbpx
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Tocineta, pero ¿de origen vegetal?

Tocineta, pero ¿de origen vegetal?
Samir Estefan

Primero fue la carne de Impossible Foods (que ahora se consigue en la mayoría de Burger Kings de Estados Unidos), luego el pollo de Beyond Meat y KFC y ahora, quienes aman la tocineta pero quieren una opción con menos colesterol, tienen la opción de la tocineta de origen vegetal de Prime Roots.

Y es que lo avances tecnológicos ya no sólo se ven las mejoras de las cámaras y de la capacidad de procesamiento de los chips sino también en la velocidad en que creamos fuentes alternativas de proteínas.

La razón es sencilla: el crecimiento poblacional y el incremento de la capacidad adquisitiva de buena parte de la población, está creando una bomba de tiempo en materia alimentaria. Los expertos estiman que para el 2050 no tendremos cómo producir la “carne” que demandarán los cerca de 10 mil millones de habitantes que tendrá el planeta. No si seguimos utilizando el mismo mecanismo de producción actual.

Por eso, y por la presión de las nuevas generaciones sobre tener un sistema de producción de alimentos más “humano” con los animales que consumimos es que en el sector de bio-tecnología hemos visto un creciente interés -y un gran éxito- en crear alternativas de carne.

La tocineta de Prime Roots está creada a partir de un hongo. Si un hongo llamado Aspergillus oryzae o Koji -del que se produce el sake y el miso- y el cual se fermenta en un proceso similar a la cerveza pero el cual termina generando las fibras que le dan la textura a las cuales le agregan grasa vegetal y el sabor para que se asemeje al producto “original”.

El bloque de fibras se ahuma al mismo estilo que el bloque de cerdo par producir la tocineta y se corta en la misma forma.  Procesada? si. Pero sin gluten, sin soya, sin modificaciones genéticas, es una gran alternativa.

No la he probado pero lo haré y les contaré mi impresión, así como lo hice con el Impossible Burger y el cual me gustó tanto que cada vez que voy a Estados Unidos me como al menos una.