Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Jailbreaking no es para mi

AWaldraff

Imagen cortesia de © skvoor – Fotolia.com

Hace algunos dias se anunció con bombos y platillos en la blogosfera la llegada de Evasion. Se trata de un nuevo algoritmo que permite eliminar las restricciones que Apple y algunos operadores imponen a los dispositivos que corren la plataforma iOS. Al procedimiento de romper las restricciones se le conoce técnicamente con el nombre de “jailbreaking”. Algunas personas me han preguntado si vale la pena abrir su dispositivo. Intentemos analizar razones de ambos lados.

Hay muchas razones para abrir su dispositivo. Digamos que la razón principal es de principios. Si ud. compra y paga su dispositivo, pues debería tener derecho a instalarle bajo su propio riesgo y sin restricciones el software que ud. desee. Como usuario, ud. querrá liberar la capacidad completa de su dispositivo y no solo la que el fabricante (Apple) o su operador de internet y voz le permita. Ya entrados en lo técnico, la razón mas importante es liberar la restricción para poder instalar software que no venga necesariamente del almacén de Apple. En Cydia, que es un almacén de aplicaciones libres podrá encontrar aplicaciones que Apple no aprobó y que liberan ciertas características que no están aprobadas por el fabricante.  Algunos operadores pretenden cobrar por servicios que deberian estar incluidos en el paquete que venden, como por ejemplo la capacidad de su teléfono de servir como un hotspot, al cual se conecten via Wi-Fi otros dispositivos como su iPad (tethering).

Por mi parte no he encontrado una razón de peso que me lleve a abrir mis dispositivos. La gama de aplicaciones disponible en el App Store de Apple cubre con creces mis necesidades. Tampoco he tenido problema para efectuar tethering, y estoy contento con la información que me brinda mi dispositivo aunque haya algunos problemas de usabilidad. Pero tal vez la razón principal para no abrir mi dispositivo es que creo firmemente en la filosofía de Apple de controlar de punta a punta la experiencia de usuario en el ecosistema. Aunque en algunas ocasiones me enfrento a restricciones inesperadas, en general el ecosistema funciona correctamente, siempre y cuando me mantenga dentro de los límites que impone el fabricante, que para mi gusto son lo suficientemente amplios para permitirme hacer lo que necesito con mis dispositivos.

Desde luego que cada caso de uso es diferente. Si ud. cree que los límites impuestos por Apple son demasiado restrictivos, siempre tiene la alternativa de ir a Android o de hacer jailbreak a su dispositivo. Si decide irse por la segunda opción tenga en cuenta que no podrá tener lo mejor de los dos mundos y que siempre tendrá que vivir con el miedo de que Apple libere una actualización que no podrá instalar, so pena de que su dispositivo quede inútil (bricked) o que su nueva usabilidad se pierda y revierta al ecosistema Apple y tenga que esperar un largo tiempo mientras se libera un nuevo jailbreak.