Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Esta es la Diferencia Principal entre Google y Apple

Samir Estefan

Muchas personas piensan que Apple y Google son competencia. Posiblemente por la batalla que libran Android y iOS en el mercado de dispositivo móviles. Posiblemente porque Steve Jobs prometió irse “termonuclear” en contra de Eric Schmidt, el CEO de ese entonces de Google. Posiblemente porque así nos lo hacen ver los medios cuando comparan lo que una y otra compañía presentan en sus Keynotes, en sus lanzamientos y en los productos y servicios que ofrecen a sus clientes. 

Pero la verdad es que Apple y Google compiten muy poco. El negocio principal de Google es la publicidad, un negocio en el que Apple tiene un interés y una participación muy limitada. El negocio de Apple está en la venta de dispositivos y servicios, en los que puede haber cierto interés de parte de Google (en realidad más de parte de sus OEMs) pero en los que no hay una competencia directa real. 

Google y Apple son compañías sustancialmente diferentes. Sus estilos son diferentes, sus metas son diferentes, sus negocios son diferentes.

Pero, hay un tema en que ambas compañías son radicalmente diferentes: La Privacidad del Usuario Final y de su Información.

Si tuvieron la oportunidad de ver el Keynote del WWDC 215 – el evento de desarrolladores de Apple que comenzó hoy en California – (si no, lo pueden ver en la página de Apple desde sus Macs o dispositivos iOS o en su Apple TV), se habrán dado cuenta que en toda la presentación de todos los ejecutivos que pasaron por el escenario, hubo un sólo slide que se repitió:

Apple-Privacidad

El de la Privacidad de los Datos que todos y cada uno de los servicios que la compañía mostró ( Pay, Apple News, Apple Maps,  Music,  Health, Proactive, Siri, etc, etc). 

“No analizamos su correo electrónico, sus fotos o sus contactos en la nube para encontrar cosas de usted … todo esto se hace en el dispositivo … bajo su control. Lo hacemos de una manera que no ponga en peligro su privacidad … honestamente, simplemente no queremos saber. Todo esto se hace en el dispositivo.” Craig Federighi, SVP Software Development – Apple


Para Apple no hay mayor activo que la privacidad que ofrece a sus clientes. Para Apple, la información de sus usuarios – incluso aquella que viene en sus correos o en sus chats, o la que comparte con las aplicaciones que usa – no es un activo. No es un activo que se use, ni uno que se venda. No es un dato con el que se cree (o mejore) un perfil ni uno que permita mejorar una experiencia. Apple vende productos. Y los vende en plata, constante y sonante.

Las palabras de Federighi y el mensaje que llevó Apple al escenario el día de hoy, hacen eco de unas declaraciones dadas por Tim Cook la semana pasada al recibir el Champions of Freedom Award (algo así como el premio a los campeones de la libertad) de parte del Electronic Privacy Information Center’s (EPIC):

“Ellos están engullendo todo lo que pueden aprender de usted y obteniendo beneficios económicos de esa información. Creemos que eso está mal. Y no es el tipo de empresa que Apple quiere ser.” – Tim Cook, CEO – Apple

Para Apple la información no es una forma válida de pagar por un servicio, mientras que para Google (y de paso Facebook) la información es una moneda más valiosa que el dinero mismo.

Para Google, la información de sus usuarios es la manera para crear un perfil más completo y más real de cada uno. Un perfil que puede usar para vender – y sobre todo entregar – publicidad relevante al usuario final. La información es un mecanismo de pago, que crea esa discusión (que tanto hemos tenido) de conveniencia vs privacidad. Y de como estamos dispuestos a que alguien escarbe y analice nuestros correos a cambio de una servicio tan campeón como Gmail. O nos importa entregar toda nuestra información vía nuestras fotos y videos a cambio del almacenamiento ilimitado y los super features de Google Photos

No estoy diciendo que uno approach sea mejor que otro. Al fin y al cabo adoro mi iPhone y el poder de iOS – mucho más de lo que puede ofrecer Android – pero no pudiera vivir sin los servicios de Gmail (tanto a nivel personal como corporativo) y ya saben que Google Fotos me enamoró, al igual que adoro Facebook. No lo estoy diciendo hoy, porque ese es un debate largo, intenso e importante que algún día deberemos tener.