Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Apple Pay: la compañía de la manzana se lanza formalmente al mundo de los pagos!

Felipe Lizcano
El gigante de la manzana que, entre otras cosas, tiene los datos de 800 millones de usuarios compradores registrados, el día de hoy anunció “Apple Pay”, un sistema cuya premisa es reemplazar a la tradicional tarjeta que se almacena en la billetera! Aunque nunca pensé que Apple “acogería en su seno” la tecnología de transmisión de datos por proximidad o NFC (Andrés Waldraff ya había hablado de algo parecido anteriormente pero se equivocó al decir que NFC era un muerto viviente), tal parece que la negativa era más una directriz de Steve Jobs (que estaba más inclinado a los iBeacons), dado que desde su muerte muchas cosas han cambiado en la compañía que está en el “top of mind” de la mayoría de los amantes de la tecnología.

Así pues, Apple Pay promete que con el nuevo iPhone 6, los usuarios del servicio podrán pagar de una manera segura usando el lector de huella que tiene el control de acceso llamado “touch ID”, sin siquiera tener que desbloquear la pantalla del dispositivo! Pero esto no sólo aplica para tiendas físicas: en el mundo de las aplicaciones se podrá pagar, usando el mismo sistema del “touch ID” o reconocimiento de huella.

El proceso para configurar esto que parece ser una maravilla, es bastante simple: basta con hacer uso de la aplicación del “PassBook” (esa que anteriormente se usaba para almacenar las reservaciones, cupones, tiquetes y los pasabordos), para almacenar los datos de la tarjeta de crédito (inicialmente American Express, Mastercard y Visa) o débito a través de iTunes. Si le da literalmente “mamera” ponerse a escribir los datos de la tarjeta, puede usar la cámara del iPhone (iSight) para importar la información de la misma.

Desde la perspectiva de seguridad, los datos de la tarjeta no son visibles en la transacción; en lugar de ellos se usará el número de cuenta asignado al dispositivo y almacenado, de manera encriptada y segura, en un chip dedicado del teléfono. Así pues, las transacciones que tienen un número único y un código de seguridad dinámico (que hace las veces del código de seguridad de la parte posterior de la tarjeta física), no son almacenadas por Apple Pay: la transacción es realizada solamente entre los actores principales: banco-vendedor-comprador. Al finalizar, simplemente queda la confirmación en el PassBook del dispositivo como una simple y mera referencia relacionada con el número y monto de la transacción.

Hasta el momento se sabe que “Apple Pay” será soportado a partir de Octubre en los Estados Unidos por tiendas de cadena como: Macy’s, Bloomingdales, Walgreen’s, Duane Reade, Subway, McDonald’s, Panera Bread, Whole Foods, Staples, la tienda de Disney, Target, Sephora, MLB, Instacart, OpenTable y, obviamente, la tienda de Apple. Es probable que, en “menos de nada”, la lista siga creciendo y lo ideal sería que el servicio sea habilitado en Latinoamérica prontamente, aunque, la historia ha mostrado que las tecnologías sólo tienden a bajar “por estos lares”, cuando están maduras y la seguridad ha sido “re-contra probada”!

Finalmente, Apple Pay cerró con una muy “buena nueva” para los desarrolladores: se anunció el tan anhelado “API” de “Apple Pay” para extender las funcionalidades del servicio a gran parte del ecosistema de aplicaciones. Con todas esas buenas nuevas, seguramente, más de uno querrá adquirir los dispositivos que soportan el sistema, tales como: iPhone 6, iPhone 6 Plus y el Apple Watch, aunque extra-oficialmente en algunos blogs se habla de un posible soporte para Phone 5, iPhone 5c e iPhone 5s (lo cual suena un poco difícil dado que algunos de estos carecen de NFC ).