Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Adiós a los prejuicios. El Kalley Black Pro

Adiós a los prejuicios. El  Kalley Black Pro
Andrés Felipe Sánchez

El Kalley Black Pro no es precisamente uno de esos teléfonos que las personas tenga en su  mente a la hora de comprar un nuevo teléfono, pero deberían.

 

Se trata de un gama media de la marca colombiana con la que intenta hacer una propuesta seria en el competido mercado actual. Dicho sea esto, para el consumidor no puede haber nada mejor en términos de retorno de la inversión que una nueva marca pueda hacer (ya que lo que lo primero que intentan hacer es mostrar que está ahí para entregar la mejor experiencia posible). En términos de pensar en el usuario es fue lo primero que nos gustó del Black Pro.

 

EL Black Pro de Kalley.

 

En la caja encontramos, además del teléfono, un muy buen par de audífonos, un video protector (además del plástico que ya viene instalado en el teléfono), una carcasa transparente y un cargador con su cable USB tipo C. Es decir, con todo esto queda garantizado que el comprador sólo tenga que gastar en el teléfono y punto, Apple, podrías aprender una cosita o dos.

 

 

En cuanto al teléfono en sí mismo, antes de entrar a los detalles, podemos decir que tiene  un diseño moderno con curvas limpias y, en general, una buena apariencia. En un cuerpo de plástico pero, bien pulido y presentado (no se trata para nada de un dispositivo de una apariencia barata).

 

Si hablamos las especificaciones del Kalley Black Pro, podemos decir:

 

Pantalla: En este caso tenemos una IPS de 6.2 pulgadas con definición HD que llama la atención por lo bien definida y clara, incluso, en mucha luz o condiciones de calle. Hay un “notch” o muesca horizontal frontal que ocupa poco espacio y le da un “look” moderno a la pantalla frontal. Los biseles son pequeños para la categoría.

 

Se ve bien, incluso en condiciones de mucha luz.

 

Procesador:  En este caso tenemos un favorito de Techcehera, el MediaTeck Helio P22 de ocho núcleos. ¿Por qué nos gustan tantos los procesadores de MediaTeck? porque la compañía se especializó en ser los abanderados de la democratización de prestaciones de otras gamas, para que todas las personas puedan tener la mejor experiencia de desempeño en sus teléfonos a un buen precio.

 

Además hay bloqueo por huella y reconocimiento facial.

 

Versión de Android: Acá se encuentra lo que más no nos gustó y el único lunar del teléfono. En este caso se trata de Android 8.1, claro, no es la última versión del sistema pero, la gente de Kalley fue inteligente como para traer una versión vainilla de fabrica. Esto no puede ser más importante, porque, también, es muy común en las marcas nuevas que llenen sus dispositivos de  capas de personalización y apps que nadie en el mundo va a usar jamás.

 

Una capa pura y sin mayor complicación.

 

Al dejar una instalación prácticamente pura no sólo proveen una experiencia sobria sino, que, además, sacan el máximo provecho del hardware del teléfono pues no recargan innecesariamente al Helios P22.

 

Pero no todo es belleza en este aspecto, pues falta un poco de trabajo en la versión de Android y la relación con parte del hardware, como ejemplo en el notch que, en ocasiones estorba para ver las notificaciones, lo cual, lleva que sean necesarias mejoras a nivel de actualización.

 

Debe mejorar la optimización del software.

 

RAM y ROM:  En este caso tenemos una combinación de 3 Gigas de RAM y 32 Gigas de ROM, que son poco para los estándares modernos, pero, y es un gran PERO, el hecho de tener una versión pura de Android con un Helios P22, hacen que la experiencia se sienta fluida y rápida sin problema. Puede literalmente con cualquier App que uno pueda usar en el día a día.

 

Hablemos de las cámaras.

 

Cámaras: Las dos cámaras del Kalley Black Pro, trabajan en conjunto aportando información de profundidad y de los distintos modos predeterminados. Los sensores de 16 y 2 MPs se comportan bien en casi cualquier condición.

 

Bogotá, desde el aire.

 

Claramente a luz completa no hay mucho que discutir, se comportan bien. Sorprende por otro el buen desempeño en condiciones, como por ejemplo: a través de la ventana de un avión, en la que el vidrio, el clima demás factores exigen mucho de la inteligencia artificial y reconocimiento de escena del Helios P22.

 

El Tolima, desde la cámara del Black Pro.

 

¿Hay oportunidad de mejora en el Kalley Black Pro?

 

Claro la contraluz la podría reforzarse un poco y quema los blancos pero, es mucho mejor de lo que uno podría esperar.

 

El HDR puede mejorar un poco.

 

Ese ese el mensaje del Kalley Black Pro, un teléfono que muestra lo que la marca puede lograr. Un esfuerzo claro y sincero por hacer una propuesta válida en un mercado competido.

 

Y hasta hay potencial en la fotografía nocturna.

 

Por sus accesorios, por su día y medio de batería, por su cámara y rendimiento que sorprende, con ustedes el Kalley Black Pro un smartphone que derriba prejuicios.

 

El Black Pro, más de lo que no espera.

 

Hablemos en Twitter

Andrés Felipe Sánchez

@innovandres