Sector tic, fail

El gobierno de Juan Manuel Santos llegó al poder en el año 2010 con un discurso coherente de crecimiento económico e innovación. La innovación, en especial la digital decía el discurso, es el camino más expedito para reducir brechas en educación, servicios, salud y otros tantos, entre el país urbano y próspero y el país rural y deprimido. El discurso se hizo realidad parcialmente gracias a la gestión de Diego Molano Vega como Ministro de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones. Su Plan Vive Digital, reconocido y premiado internacionalmente, era una bitácora completa y comprehensiva hacia la transformación digital del país.

Hoy, 5 años después, el mismo gobierno ya ha abandonado completamente ese camino. Una serie de desafortunadas decisiones políticas ha puesto en entredicho la conveniencia de iniciar o importar innovación digital al país. ¿Cuáles son las razones para que el gobierno Santos, que por sus primeros 4 años sostuvo que la innovación digital era el camino hacia la igualdad, ahora ataque veladamente esta misma premisa?

Hay un cambio de prioridad en la política de gobierno

Es apenas obvio que en Colombia la prioridad política sea terminar con el conflicto armado. Es lógico también que el gobierno, comprometido con su nueva bandera política, redistribuyera recursos y desviara algunas partidas hacia programas relativos directamente con el posconflicto.

Pero los resultados del plebiscito demostraron que el camino hacia la paz que proponía el gobierno Santos no era necesariamente compartido por la mayoría. Así, para lograr su propósito, el gobierno tuvo que eliminar partidas de programas que no le generasen votos y popularidad. Para ponerlo en términos que entendamos todos, fue necesario “aceitar la maquinaria” repartiendo prebendas para evitar una debacle total en la política de paz.

Obviamente no hay bolsillo que resista el ritmo de gasto que propuso la administración. Los primeros recortados fueron los programas de innovación digital que no generan un volumen significativo de votos inmediatos, ¿o si?.

Este gobierno nunca ha estado comprometido con el emprendimiento ni la tecnología

Hay algunos programas de apoyo al emprendimiento, rezago del anterior foco. Pero a pesar de lo que digan las altas esferas del gobierno no se trata de un compromiso. La reforma tributaria que viene en curso por el congreso lo demuestra. Se salvan de cargarse de impuestos las industrias tradicionales y amigas (donantes) del gobierno. Se castigan aquellos que puedan causar problemas a los primeros. ¿Alguien comprende porque la cerveza no tiene impuestos y la gaseosa, si?

De lo que construyó Diego Molano queda solo el cascarón. Apps.co (yo fui uno de sus primeros líderes) nació como una iniciativa para atraer capital de riesgo al país. Como buen “emprendimiento” tuvimos que “pivotear” ante las circunstancias políticas del momento, hacia lo que es hoy. Recuerdo que tan pronto los políticos vieron que había votos allí (llegaron mas de 50 mil equipos de emprendedores al programa), se adueñaron de la iniciativa. Apps.co es lo poco que queda. Innpulsa cambio hacia las grandes empresas, Colciencias es un enredo, etc…

Santos nombró un ministro sin peso

El ministro Luna no tiene ningún peso político. Es evidente que no tiene con que defender los intereses de su sector. En medio de la discusión de la reforma tributaria optó por quedarse callado. Los resultados son evidentes. 19% de IVA para los dispositivos y los servicios tecnológicos y posiblemente hasta el 23% de carga fiscal para el servicio de acceso.

Tampoco ha sentado posición frente a las consecuencias de la disrupción digital. Poor ejemplo, la discusión sobre Uber la domina el Ministerio de Transporte, aunque las manifestaciones se hagan frente a la puerta del Edificio Murillo Toro. Desde que llegó solo hemos visto derrotas para el sector. El Plan Vive Digital quedo en el olvido. ¿Cuál es el plan del ministro Luna? Yo creo que es aguantar el puesto hasta el final de este gobierno.

Gana el populismo frente a la razón

El discurso que mas votos genera es el de atacar a la oligarquía desde la perspectiva del proletariado. Para los dinosaurios que toman estas decisiones, la tecnología es un juguete para ricos. Por eso hay que cobrarle cada vez más impuestos. Los afectados en la práctica son los mas pobres. El aumento en el costo de los dispositivos y los servicios los deja por fuera de la economía digital.

Mientras tanto los ricos encuentran como rodear las decisiones de los políticos. Servicios por internet comprados con tarjetas extranjeras. Computadores y dispositivos que se compran en los viajes. Los ricos solo tienen un problema: Un servicio de banda ancha, que de ancho no tiene nada. Pero ese no es un problema de los ricos únicamente.

Con ese tema sufrimos todos. El regulador no castiga, con la severidad que debería, a los operadores cuando incumplen sus compromisos. Se caen las llamadas, la velocidad del internet no es la prometida, abusan de nuestros datos personales, incluyen y cobran servicios que no hemos solicitado.

Presidente: ¿Cuándo va a cambiar al ministro?

Han pasado algo mas de 6 años del gobierno de Juan Manuel Santos. Es claro que este gobierno solo responde a lo que genere popularidad y votos (y posiblemente oportunidades económicas detrás de eso). A la hora de la verdad no ha pasado ni lo uno, ni lo otro (seguramente las oportunidades economicas, si), no hay mejora en el mundo digital, y tampoco sube la popularidad ni aparecen los votos para el gobierno. Ante un panorama desolador y trágico, como mínimo hay que hacerse la pregunta: ¿Cuándo se caerá el ministro de la cartera??

About Andrés Waldraff

Geek de corazón, pero administrador de profesión, estoy sentado en la confluencia entre los negocios y la tecnología. Soy emprendedor e inversionista. Hoy dedico mi tiempo a mi mayor pasión, impulsar la innovación empresarial a través del emprendimiento. Me puede encontrar en Twitter como @awaldraff

Category

EDITORIAL

Tags

, , , ,