¿Ha participado en alguna subasta? Porque sus datos, sí! | Techcetera
subir

¿Ha participado en alguna subasta? Porque sus datos, sí!

Apple lanza, a partir de hoy, una nueva campaña de mercadeo enfocada en el tema de privacidad y en las múltiples formas en que iOS, macOS, Safari y las demás aplicaciones de su ecosistema le apuntan a proteger la privacidad y seguridad de sus usuarios. Este es el primer comercial que veremos como parte de esta iniciativa. Una iniciativa que incluye pancartas, comerciales y demás que correrán en más de 40 países.

 

Y puede que parezca ser una representación exagerada, una hipérbole, de lo que ocurre pero la verdad es que así funciona el mercado de algo que se conoce como el Real-Time Bidding (RTB) o Subasta en Tiempo Real de datos. Subastas casi en tiempo real de la información de los que hacemos, de los sitios que visitamos, de lo que vemos y escuchamos, de lo que googleamos (porque, la verdad sea dicha, nadie usa Bing) y de con quién interactuamos en línea pero también de muchas de las cosas que vemos en el mundo real.

 

La semana pasada el Irish Council for Civil Liberties publicó un informe con datos espeluznantes de hasta dónde llega la llamada Economía de la Vigilancia en sus labores de rastreo y levantamiento de la información de los usuarios de internet, dispositivos móviles y redes sociales en la actualidad.Y aunque muchos de los datos están enfocados en Estados Unidos y Europa no es difícil extrapolar los mismos a América Latina sabiendo que, incluso, nuestras regulaciones en materia de privacidad son incluso más débiles que las de esas regiones.El foco del informe del ICCL es precisamente este Real-Time Bidding (RTB) o Subasta en Tiempo Real que compone el levantamiento de información de todo tipo de parte de desarrolladores de aplicaciones y páginas web y su venta, en una subasta, a terceros que la utilizan para crear perfiles detallados de usuarios de todo el mundo.

 

Si esto le suena familiar es porque hace un año hablamos del verdadero costo de aquello que es gratuito en internet, un artículo que explica mucho del contexto de como funciona el Complejo Industrial de la Publicidad y de su impacto sobre nuestra seguridad y privacidad como inocentes e ingenuos usuarios. Compartimos un estudio llamado Un día en la Vida de tus Datos, un documento que explica, precisamente, cómo funciona este mercado que si bien no es clandestino no parece ser conocido por la gran mayoría de quienes usan el internet.

 

Según el ICCL, el RTB es la fuga de datos más grande de la historia e incluye sus actividades online y offline, gracias a la incorporación de información georeferenciada y la ubicación desde las cuales estos se conectan a diferentes servicios.

 

Algunas estadísticas del Informe

 

1 – La información de una persona en Estados Unidos es compartida 747 veces por día. Es decir más o menos cada 2 minutos (esté o no despierto).

2 – En Europa, la periodicidad es de 376 veces diarias, más o menos la mitad, gracias a leyes como el GDPR que protege en alguna medida a los ciudadanos de la Unión Europea con medidas claras y estructuradas.

3 – Sólo en Estados Unidos y Europa la industria de las subastas en tiempo real de data de usuarios generó más de $117 mil millones de dólares en 2021.

4 – Cada año se realizan más de 178 billones de transmisiones de información de los usuarios, en la mayoría de ellos sin que estos tengan claridad de lo que está ocurriendo “tras bambalinas” cuando acceden a una página web o usan una aplicación en sus dispositivos móviles.

5 – Estos son los más grandes jugadores en el mercado de subasta en tiempo real de data, medidos por la cantidad de información que comparten.

6 – Google, por ejemplo, comparte la información de los usuarios de sus diferentes servicios con más  de 5,700 compañías a quienes les comparte sus hábitos tanto en línea como en el mundo en real. En Alemania, por ejemplo, la compañía realiza cerca de 20 millones de transmisiones de datos por minuto, cerca de una por minuto para cada persona.

7 – Microsoft, que adquirió Xandr hace un par de años, comparte la data de los usuarios que utilizan alguno de los servicios o páginas web de sus clientes y afiliados, comparte su información con casi 1,700 compañías entre anunciantes y data-brokers que crean perfiles detallados de cada uno para venderle “publicidad personalizada”.

 

¿Cómo funciona el sistema de subastas en tiempo real de información?

Digamos que usted busca en internet o visita un sitio web sobre cosas que para hacer en Cartagena y Google tiene el contrato para vender publicidad asociada a ese tema o para administrar el espacio publicitario en ese sitio.

 

El hecho de que haya visitado ese sitio web o haya hecho esa búsqueda implica que Google sabe que usted está interesado en visitar Cartagena. Tiene, además, su ubicación gracias a la dirección IP desde la cual se conectó y, si usted está logueado a su cuenta de Google, puede incorporar otros aspectos asociados a su perfil (si nivel de ingresos, su nivel educativo, otros gustos, etc., etc. Si quiere averiguar y controlar qué tanto sabe Google de usted lo invito a que lea este artículo que escribimos sobre el tema).

 

Por otro lado Google, que administra una de las redes de anunciantes en línea más grande del planeta sabe cuáles anunciantes están interesados en comprar publicidad personalizada para personas con x o y características interesadas en visitar Cartagena. Así que el software automatizado de venta de anuncios de Google toma ambas “puntas” -la del usuario y la del anunciante- y las une en una subasta que básicamente pregunta “quién está dispuesto a pagar más por este anuncio que sólo verán las personas con ese perfil?”, asignándosela casi que en tiempo real al mayor postor cuya publicidad saldrá en cuanta página web y aplicación esté inscrita en la red de publicidad de Google y usted visite (por eso es que usted ve anuncios de Cartagena, o lo que sea que haya buscado o visitado recientemente, por todas partes que se mueve en el mundo digital).

 

¿Cuál es el riesgo? 

 

 

Es posible que, por sí solo, cada uno de los puntos de este dibujo no le de mayor contexto. Así pasa con cada uno de los puntos, de las huellas digitales, que usted deja cuando visita un sitio web, usa una aplicación o hace una búsqueda. Pero si los junta, si los agrupa, si les da un contexto, la cosa cambia. En el dibujo de arriba es fácil comenzar a ver un patrón e identificar a la Mona Lisa. Lo mismo pasa con la inmensa cantidad de información que los anunciantes, data brokers y los dueños de las redes sociales han levantado de nosotros durante la última década y los que siguen levantando -y vendiendo- cada minuto.

 

La Privacidad, el killer feature de Apple

A veces la gente me pregunta cuál es el killer feature del iPhone y de Apple en general. Y les respondo, honestamente, que creo que es la privacidad. No veo en el mercado ninguna otra compañía que diseñe sus productos y servicios alrededor del tema de la privacidad de sus usuarios como lo hace Apple. Incluso a costa de los avances que esto pueda generar y de cómo, ingenuamente, la gente los compare con los productos o servicios de la competencia (piense en Siri o en HomeKit, por ejemplo).

 

Ahora bien. Me gusta más el video en inglés porque, no sé la razón, dura más y tiene más info. Aquí está:

 

 

En los próximos estaré contándoles de algunas de las herramientas y tecnologías que utiliza la compañía para proteger nuestra privacidad. Por ahora, “gocen” con el comercial.

 

Samir Estefan

Economista de la Universidad de los Andes, MBA de Thunderbird School de Global Management. Consultor Empresarial en temas de Transformación Digital y Software Asset Management. Conferencista Internacional especializado en temas asociados con Tecnología, Disrupción Digital, Ciudadanía Digital, Democratización Tecnológica y la 4ta Revolución Industrial. Co-fundador de Softimiza.Co y TECHcetera.Co, Inversionista Angel, Mentor de startups de base tecnológica Más info en: www.SamirEstefan.com