fbpx
subir

Privacidad: El problema va mucho más allá de Facebook

En medio del debate por las filtraciones de Frances Haugen con respecto a las actuaciones de Facebook se ha avivado el tema de si la solución es cerrar las cuentas de Facebook. El tema no es sólo que salirse de la red social es complicadísimo, como les contamos ayer, sino que es insuficiente porque el problema va mucho más allá de Facebook porque el internet vive, básicamente, de lo que Shoshana Zuboff ha llamado la Economía de la Vigilancia.

 

El problema real son los agregadores de información

Déjeme ilustro de lo que estoy hablando con este post de Instagram que me compartió mi hermano Karim en estos días.

 

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Thirty AF (@iamthirtyaf)


Buena parte de los usuarios de internet en el mundo no entienden lo que son las cookies, ni lo que pasa cuando le dan su correo y/o su número de teléfono a los n servicios o páginas web a las que suscriben, los permisos que dan cuando se registran usando Facebook, Google o Twitter en otras páginas web y, mucho menos, qué es y qué hacen los agregadores de contenido.

 

Como explicábamos hace poco en un artículo llamado “Y después de preguntan cómo los hackearon” el internet funciona, desde hace años, como un dibujo de esos que se logran al unir puntos con números consecutivos.

 

 

Al comienzo no es claro lo que se ve pero en la medida que unimos más y más puntos el panorama se va aclarando y el dibujo se vuelve totalmente perceptible.

 

Lo mismo pasa con cada punto que usted “comparte” (así, entre comillas, porque el grueso de la gente no sabe que lo está haciendo): su correo electrónico, su número de teléfono, su ubicación, los dispositivos que usa, los sitios que visita (tanto físicos como virtual), los productos o servicios que compra (tanto en línea como en el mundo real), los likes, los retuits y hasta el contenido que mira durante más tiempo (así no haga click en ellos).

 

Si usted ha compartido su correo con 2 sitios web o servicios, los agregadores de contenido pueden luego mezclar la información que cada uno de estos recopila de usted para crear un perfil más detallado. Ahora multiplique eso por 100 o por 1000 o por los 10000 sitios web, aplicaciones y servicios con los que usted ha compartido su correo o su teléfono durante años y verá como ese perfil, ese dibujo, puede llegar a ser tan detallado que los marketeros saben más de usted que usted mismo.

 

[Le puede interesar: las compañías que más data recogen de tí]

 

Y es que nos acostumbramos, por culpa de Google y de Facebook, a que todo es “gratis” siempre y cuando estemos dispuestos a recibir publicidad personalizada. El problema, como lo dice Scott Galloway, es que esa publicidad en un impuesto que pagan quienes no tienen los recursos para acceder a servicios pagos sino que usan servicios gratuitos.

 

 

¿Qué se puede hacer?

Lo primero es ser consciente de que en todos los casos en los que usted no esté pagando por un servicio (o esté pagando poco), seguramente usted es el producto y le están cobrando por medio de la recopilación, uso y venta de su información.

 

Lo segundo es entender las políticas de privacidad de las compañías con las que usted interactúa y evaluar si el servicio que usted recibe vale lo que le están cobrando en información.

 

Lo tercero es entender que no todas las compañías son iguales. Algunas ya están tomando medidas para combatir este flagelo del capitalismo de la vigilancia. Piense, por ejemplo, en la funcionalidad de Transparencia en el Rastreo de Aplicaciones que introdujo Apple a comienzos del año. O mire las mejoras que traerá la nueva versión de Android a nivel de granularidad de privacidad.

 

Pero sobre todo manténgase informado y no sea un bobo útil

 

 

Samir Estefan

Economista de la Universidad de los Andes, MBA de Thunderbird School de Global Management. Consultor Empresarial en temas de Transformación Digital y Software Asset Management. Conferencista Internacional especializado en temas asociados con Tecnología, Disrupción Digital, Ciudadanía Digital, Democratización Tecnológica y la 4ta Revolución Industrial. Co-fundador de Softimiza.Co y TECHcetera.Co, Inversionista Angel, Mentor de startups de base tecnológica Más info en: www.SamirEstefan.com