fbpx
subir
Las entradas de algunos de los Smart TV de LG

¿Para qué son todas esas entradas que tiene su SmartTV?

¿El tipo de Smart TV importa?

 

Hay personas que dicen (con un doble sentido muy morboso): “el tamaño no importa, lo más relevante es la personalidad o la intención”. Esta afirmación cede tomarse de muchas formas e, inclusive con doble sentido pero, en lo que se refiere a los detalles o regalos, definitivamente la intención es lo que cuenta. Ahora bien, en el área de los televisores, el tamaño sí importa, y mucho pero, también, el tipo de pantalla que tenga el dispositivo (LED, QLED, OLED…).

 

 

¡El Sistema Operativo del Smart TV también!

 

Otros factores que también suele influir es el sistema operativo (WebOS 6, Tizen o similares) dado que, no sólo determina el tipo de contenidos y las fuentes que se puede tener en las pantallas, los accesos directos, las aplicaciones y hasta la interfaz que pone las reglas a nivel de interacción con el dispositivo. A continuación vamos a conocer un poco más sobre WebOS 6 que, ha llegado al mercado recientemente de la mano de LG.

 

 

¿Será que la Inteligencia Artificial juega algún rol importante en el Smart TV?

 

Ahora bien, además del tipo y tamaño de un SmartTV, la Inteligencia Artificial también, suele dar esa ayuda extra para que los programas se perciban mejor a nivel de audio e imagen por medio de un proceso denominado “Upscaling” que, lo que hace es, mejorar ciertos contenidos por medio de procesamiento para que su visualización se adapte a una pantalla de más alta resolución.

 

 

¿Y… Para qué todas esas entradas del Smart TV?

 

Pensando en todo, en el tema de la resolución, vale la pena explicar el concepto de la llamada tecnología 4K o ultra HD que brinda 8 millones de píxeles y es cuatro veces superior a la que hoy ofrece el estándar Full HD. En palabras simples, es una barbaridad, es como tener 4 pantallas juntas! El usuario se pueda acercar a la pantalla (si el contenido está hecho para 4K) sin ver el pixel por ningún lado.

 

Como era de esperarse, esta tecnología, seguramente, le ayudará a percibir lo deficiente que es la calidad de la señal de los canales de TV locales que no alcanzan siquiera a ser Full HD. Ahora bien, cuando se habla de la TV, películas o series por suscripción, la cosa ya cambia, ya que al tener acceso vía streaming como en el caso de como Netflix, HBO Mac, Disney+ o similares, se pueden encontrar varios contenidos en resolución Ultra HD o 4K.

 

Así pues, cuando se va a consumir este tipo de contenidos, es necesario usar de manera correcta las entradas HDMI de los TVs ya que, aunque a primera vista parecen todas iguales pero, tienen grandes diferencias en materia de versiones:

 

  • RCA y/o Componente: se trata de entradas bastante antiguas de tipo analógico en el cual los canales de audio y de video estaban divididos.
  • HDMI 1.0: Es una señal digital compatible con pantallas Full HD (1080p) y audio digital de 5.1 canales, los mismos que se encuentran en los reproductores tradicionales de Blu-Ray.
  • HDMI 1.1 y 1.2: compatible con nuevos formatos de audio, como DVD-Audio, que es un formato de sonido de alta definición que no incluye imágenes.
  • HDMI 1.3: compatible con formatos de audio con compresión sin pérdida de calidad como el DTS-HD Master Audio y Dolby TrueHD. Además integra la opción de CEC que permite enviar comandos a través del cable para que el control remoto o una tarjeta de video pueda controlar lo que pasa en la TV o decodificador.
  • HDMI + MHL (Mobile High Definition Link): compatible con dispositivos móviles para ampliar el contenido de los mismos en una pantalla de gran formato y recargarlos al mismo tiempo que se hace la transferencia de audio y video. Además este tipo de conexión permite controlar algunas funciones de móvil desde el TV.
  • HDMI 1.4: compatible con pantallas con la resolución 4k a 30 Hz.
  • HDMI 2.0: compatible con pantallas con la resolución 4k a 60 Hz capaz de proveer velocidades de transmisión de datos de 18 gigabits por segundo.
  • HDMI 2.1: ideal para contenidos con Dolby Vision, Dolby Atmos, DTX, consolas de última generación y PCs con tarjetas de alto perfil como la Nvidia GeForce RTX 3090 y la RTX 3080. Compatible con pantallas con la resolución 4k a 60 Hz u 8K a 30 Hz,  capaz de proveer velocidades de transmisión de datos de 18 gigabits por segundo.
  • La USB: Es una entrada que permite conectar diversos periféricos al TV para personalizarlo o extender su funcionalidad usando las imágenes, videos y audios pregrabados en una memoria o disco duro.

 

 

¿Qué es eso de eARC/ARC?

 

El Audio Return Channel (ARC) lo que hace es eliminar la necesidad de tener un cable aparte para el audio y el video, ofreciendo comunicación en dos vías para tener entradas y salidas de audio. Es un puerto muy común en los Smart TVs desde el 2019 y se usa más que todo para conectarlos a barras de sonido (como la Sonos Arc).

 

 

Con la llegada de los puertos HDMI 2.1 ARC se actualizó al “Enhanced Audio Return Channel” o eARC que, lo que hace es soportar audio de alta calidad de hasta 32 canales incluyendo 8 canales, 24bit/192kHz fuentes de datos sin compresión a velocidades hasta de 38Mbps (generalmente esto se encuentra en formatos de Dolby Atmos o DTXs). Vale la pena aclarar que, no sólo los dispositivos como el Smart TV y la barra de sonido deben ser compatibles, también los cables tienen que serlo HDMI 2.1 para no tener perdida de calidad.

via GIPHY

 

Con todo lo anterior, seguramente, será más fácil tener una idea clara de dónde conectar el cable HDMI la próxima vez que vaya a usar una de las entradas de su Smart TV!

Felipe Lizcano

Me encanta la comunicación, el diseño, tengo algunos conocimientos en neuromarketing y automatización de procesos (un perfil ecléctico). Se podría decir que todo comenzó con una gran curiosidad acerca de la interacción entre "el ser humano, las tecnologías y el ambiente" captado desde la óptica y la sensibilidad de un usuario principiante!