Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Todos ganamos gracias al error de Bill Gates

Bill Gates
Samir Estefan

A veces los errores de algunos generan beneficios para muchos. Y creo que ese es el caso con el “peor error” de la vida de Bill Gates

Seguro ya ha leído la noticia de la confesión que hizo en estos días Bill Gates con respecto al “error más grande de su carrera”.

Hablando en un evento de Village Global, Gates aceptó que su máximo error fue perder el mercado móvil a Android.

“So the greatest mistake ever is whatever mismanagement I engaged in that caused Microsoft not to be what Android is” – Bill Gates

Aquí está la entrevista, por si quiere verla completa, está buenísima (la confesión está en el minuto 12).

Ahora bien, debo decir que agradezco que Gates haya cometido ese error. Y creo que gracias a ello nuestro mundo es mucho mejor. Déjeme le explico por qué:

1. Windows Mobile y Windows Phone sucked, en forma

Windows phone

No sé si usted se acuerde pero Windows Mobile era una pesadilla. Lo digo con conocimiento de causa pues fui usuario de un HTC con teclado deslizante y lapicito al que quería destruir día de por medio (hasta que me compré un iPhone y desde entonces soy feliz).

Y la verdad Windows Phone no fue mucho mejor. Era confuso, diferente a la experiencia que ofrecía Windows en escritorio y tenía una cantidad ilógica de limitaciones impuestas por el mismo Microsoft para mantener su modelo de negocios de esa época.

No quiero ni pensar lo que sería el mercado si viviéramos de la herencia de estos sistemas operativos. #Guácala

2. Steve Ballmer, Egos y Dominancia

Sé que parece que Gates se echa la culpa de que Microsoft no haya sido lo que Android es hoy. Pero la verdad para ese entonces la operación de Microsoft estaba al mando (y bajo el yugo) del patán de Steve Ballmer, el típico vendedor de software de la era de los 90s y comienzos de siglo cuyo único interés era vender a toda costa sin importar lo que el cliente o lo que sus empleados pensaran o necesitaran.

Fue bajo Ballmer que Microsoft perdió la batalla por el dispositivo móvil. Fue bajo Ballmer que Microsoft perdió su posición de liderazgo en el mundo del software, perdió su “mojo” y se volvió el hazmereir de la industria. Y fue bajo Ballmer que la cultura corporativa de Microsoft se volvió venenosa. Al punto que se habló -MUCHO- de la Década Pérdida de Microsoft.

Durante el mandato de Ballmer Microsoft no vio una: Apple se disparó, nació Google, Amazon se consolidó como el gigante del internet más importante del planeta, surgieron Facebook, Twitter, Instagram y WhatsApp, por mencionar sólo algunos ejemplos. ¿Y Microsoft? Como el meme de John Travolta.

via GIPHY

Todo por creer que Microsoft era el ombligo del mundo, que Windows era imbatible y que todo giraba alrededor de ellos.

El mandato de Ballmer fue tan -pero tan- mal que entre 1998 y el 2014 la acción de Microsoft se apreció tan sólo 34%. ¡34 por ciento en 16 años! Nada. En comparación, en los 5 años que lleva Nadella al mando de Microsoft, la acción ha subido 264%. #HeDicho

Comparativos en las acciones de Microsoft

¿Se imagina lo que hubiera ocurrido, cómo sería el mundo, si Microsoft hubiera sido exitoso en el mundo móvil y en vez de Android estuviéramos bajo el yugo de Windows Phone y de Ballmer? Olvídese del boom de los desarrolladores, olvídese de ecosistemas abiertos y de interoperabilidad.

Olvídese de Satya Nadella y de cómo ha cambiado la cultura corporativa de Microsoft (escribí de eso hace algún tiempo), de su foco en la nube (una nube más abierta), de las alianzas con enemigos históricos como Linux y de hablar de “empoderar al cliente”. Olvídese de lo que es Microsoft hoy.

3. Gates, el personaje más importante de la era moderna

Gates pasará a la historia como el personaje más importante de la era moderna. Por encima de Steve Jobs. La razón es sencilla y no tiene nada que ver con cómo logró meternos de lleno en la era de la información con su misión de lograr que hubiera “un computador sobre cada escritorio” en el planeta.

Ni por haber sido el hombre más rico del planeta durante años. Sino porque entendió que la plata no sirve sino para no tener que preocuparse por ella y enfocó su vida y sus esfuerzos post-Microsoft al bien de la humanidad a través de su fundación, el Bill & Melinda Gates Foundation.

Si usted cree que lo hecho por Gates con Microsoft fue importante, lo que hace hoy a través de su fundación es TITÁNICO. Desde buscar curas para enfermedades terribles, hasta financiar soluciones de alto impacto en países emergentes, pasando por encontrar soluciones para combatir el hambre y trabajar para combatir la corrupción y darle visibilidad a los verdaderos problemas del mundo, Gates y su esposa han decidido usar sus millones para el beneficio de todos.

¿Usted cree que si Windows Phone fuera lo que es Android, Gates hubiera soltado las riendas y se hubiera podido dedicar a su visión filantrópica? Yo no. Y sería una pena para las millones de personas que Gates ha salvado y a las que les ha dado la esperanza de un mundo mejor.

Android no es perfecto y si me conocen o leen mis artículos saben que hay temas de su manejo, de la privacidad y del modelo en los discrepo ampliamente. Pero la verdad no creo Microsoft hubiera hecho un mejor trabajo. No creo que Microsoft hubiera creado el ecosistema que ha creado Google alrededor de Android ni que le hubiera llevado la revolución móvil a tantas personas en el mundo.

Por eso, por lo menos yo me alegro mucho que Gates haya cometido ese error.