fbpx
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

La primera ciberguerra mundial

AWaldraff

Tal vez la única noticia tecnológica de alguna relevancia por estos días es el robo de información a Sony Pictures. Gracias a la información “secreta” que se ha hecho pública, sabemos hoy que la película de Aaron Sorkin sobre Steve Jobs va a ser un completo bodrio. Así mismo, nos hemos enterado de cuanto ganan algunas estrellas de Hollywood y de múltiples conversaciones y negociaciones entre las empresas mas importantes del mundo del espectáculo. Verdaderamente nada que no intuyéramos muchos.

Sin embargo ayer sucedió algo diferente con toda esta información. Alguien amenazó a Sony Pictures con atentar contra las salas de cine que muestren la película ”La Entrevista”. Inmediatamente las 4 compañías de distribución mas grandes de los Estados Unidos se negaron a presentar la película en sus teatros. Ante la presión, Sony Pictures se vio obligado a cancelar totalmente la premier, programada para el 25 de Diciembre.

Para ser sinceros, de lo mucho que sabemos de la ahora muy famosa película es que en realidad no es muy buena. Pero también sabemos que en la película aparece un personaje muy similar al actual líder de Corea del Norte, Kim Jong-Un, quien hacia el final de la película muere en condiciones no muy dignas. Por este motivo, dicen muchos, que el ataque cibernético inicial, y las amenazas posteriores podrían venir desde este país. Newt Gingrich, un influyente político norteamericano con claros lazos hacia la derecha, ha dicho que los Estados Unidos han perdido su primera ciberguerra. Y luego, Rob Lowe, un actor famoso de Hollywood se atrevió a comparar la reacción estadounidense con la reacción de los aliados mientras Hitler se tomaba Europa en cuestión de semanas.

Para mi gusto, toda esta situación se ha salido de proporción. Los chismes de Sony Pictures, no dejan de ser exactamente eso, chismes de farándula. Con implicaciones en los resultados de la compañía, si, pero chismes finalmente. Las amenazas, no obstante, son otra cosa muy diferente. Corea del Norte ya dijo que las amenazas no provienen de su país. Tampoco estoy muy convencido de que Corea del Norte quiera desafiar a la mayor potencia mundial por a una película de baja calidad donde aparece su líder, por mas loco que creamos que esté el líder. Pero las amenazas son reales y por ende la decisión correcta es la de cancelar la premier de la película y prevenir una tragedia.

El efecto es histórico, porque es la primera vez que sucede algo así a nivel nacional en los Estados Unidos. Alguna vez le comentaba a unos amigos, mientras hacíamos una fila de seguridad en un aeropuerto, que en efecto habíamos perdido la guerra contra el terrorismo. Tenemos tanto miedo de los terroristas que nos sometemos a muchas inconveniencias en nombre de la seguridad. Ahora también nos someteremos a no entretenernos con el contenido que queramos, sino con el que aprueben los ciberterroristas. Así, en medio de esta situación, podemos decir que Gingrich de cierta manera tiene razón. Hemos perdido la primera ciberguerra mundial. Yo por lo menos esperaba que fuera por algo interesante, pero terminó siendo, entre otros, por las negociaciones de Angelina Jolie con un productor de cine. He ahí el absurdo de toda esta situación.