Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Internet de las Cosas para novatos!

Internet de las Cosas para novatos!
Felipe Lizcano

Qué es eso del Internet de las Cosas (#IOT)?

La era en donde los electrodomésticos  y gadgets eran como “islas” o mundos aparte, está a punto de acabarse, ya las llamadas “cosas” no van a seguir actuando de manera independiente; ya no va a ser una novedad que los dispositivos tengan sus propias aplicaciones para darle al usuario la capacidad de controlarlas de manera remota, estableciendo rutinas o eventos según el tiempo o la ocasión. Así pues, es muy posible que estemos a punto de lograr la convergencia deseada con los dispositivos móviles, de escritorio, la “tecnología vestible” (Wearable) y las cosas! Vamos a dejar de hablar de “el internet de cada pequeña cosa por aparte” para pasar a un tema de todo un ecosistema, donde los dispositivos tendrán una comunicación fluida en dos vías.


Eso cómo beneficia al usuario final?

El gran valor del Internet de las Cosas no proviene de la conveniencia de automatizar procesos triviales como prender o apagar la calefacción en las noches. En realidad, lo interesantes es la información que se logre capturar para un posterior análisis y, sobre todo, la caída en el costo de capturarla. Así las cosas, por primera vez, es posible hablar de dispositivos interconectados, capaces de sentir el ambiente y contextualizar los datos para ofrecer un servicio acorde con la situación. Si se analiza lo anterior por un segundo, el reto va más allá responder a la altura de la situación; también “las cosas” deben economizar energía y recursos ambientales. 


Qué tan cerca estamos del Internet de las Cosas?

En Latinoamérica muchas marcas como DLink, GE, Samsung y otras ofrecen diversos dispositivos que se pueden interconectar para automatizar tareas del día a día de los usuarios. Pero viendo la oferta desde la perspectiva del usuario, aún existen diversos problemas:

  1. El elevado precio del dólar aún hace que los dispositivos #IoT sean exclusivos,
  2. La gran mayoría de fabricantes no se han puesto de acuerdo para usar el mismo estándar abierto en donde todas las cosas puedan interconectarse, 
  3. Muchos consumidores no entienden el concepto de #IoT y, por lo mismo, lo ven más como un lujo, donde la conexión no compensa el costo adicional del aparato. 

Todo lo anterior, hace que actualmente en la región la adopción sea bastante baja pero, la tendencia pueden cambiar, siempre y cuando, empresas como Dlink (que tienen productos para diversos mercados como el hogar, las compañías y las empresas de telecomunicaciones) logren interconectar las “cosas” bajo un estándar abierto, abaratando los costos de venta y/o alquiler de los dispositivos #IoT y masificando la oferta a través de los “Telcos”. En ese momento del tiempo,  “las cosas”, que poseen una serie de sensores y procesadores ubicuos, podrán empezar a recolectar información para reducir desperdicios en las cadenas productivas y de consumo dándole un valor agradado a los usuarios, analistas y hasta gobiernos.

Así pues, puede que aún la distribución y adopción generalizada de aparatos conectados se encuentre “en pañales” pero, viendo la oferta de Dlink, se puede apreciar que el momento se acerca a pasos agigantados!