Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Hablamos del Futuro con DELL

Hablamos del Futuro con DELL
Andrés Felipe Sánchez

Hace un tiempo, la agencia de Nueva York “Sparks And Honey” publicó un estudio en dónde habló de las 20 carreras del futuro. En esta propuesta, hablaban de 20 trabajos que van desde “desorganizador corporativo”, “conductor de drone”, pasando por varios favorito, “terapeuta desintoxicador digital”, estas profesiones, según ellos, moldearían el mundo por venir.

 

 

Quizás tenían razón o quizás no, en todo caso, algo que dejan muy claro y lo hacen citando a Thomas Frey “60% de los mejores trabajos de los próximos diez años, no han sido inventados aún”. ¿Significa esto, que las universidades deben enseñar, por ejemplo, cursos de pilotaje de Drones?, no necesariamente, pero sí que las organizaciones y personas deben estar atentas y desarrollar nuevas capacidades que les permitan aprovechar las oportunidades que se presenten en un mundo con 5g, inteligencia artificial, big data y, no simplemente, afrontarlas viendo cómo son capaces de sobrevivir.

 

El mundo en el que vivimos.

 

Fue bajo esta premisa, que, en días pasados, DELL convocó a un grupo de expertos en Medellín y, en conjunto, contaron sus visiones del futuro y cómo las organizaciones y personas podrían moldearlo y cambiarlo.

 

Nos encontramos en Medellín.

 

Para comenzar, es claro que ahora vivimos en un entorno VUCA que es la abreviatura de las siguientes palabras en inglés “Volatile, Uncertain, Complex y Ambiguous”. Lejos de ser algo malo, se trata de un lugar de oportunidades, sí y sólo sí, como dijo Nina Hargus Senior VP de Marketing de DELL:

Entendemos que acaba el dominio del Hardware, las organizaciones de hoy deben ser orientadas al usuario y programables, más como software”

 

Lo cual, es bastante interesante, porque si miramos bien esto demanda tres grandes retos para las empresas de hoy:

 

  • Conocer muy bien a sus usuarios internos y externos, mapeando su experiencia tanto como consumidores o como empleados. Lo que nos permite destrabar procesos, identificar puntos de mejora y ofrecer mejores servicios
  • Ser capaz de actualizarse y renovarse, no a través de grandes y dramáticos cambios, sino desde la naturaleza misma de la empresa, que busca renovarse de manera constante.
  • Enfocarse sólo en el resultado y alto nivel de servicio, siendo capaz de entrar en contacto con sus grupos de interés a través de diversos medios, plataformas, sistemas y hasta dispositivos.

 

¿Qué habilidades específicas es necesario desarrollar?

 

Santiago Pinzón de la ANDI, comentaba la competitividad ya no es sólo un escenario de empresas contra empresas, sino de ecosistemas, es decir, el ecosistema de Silicon Valley compite ya contra el de Shenzen en China, por ejemplo.

 

 

 

Pero en cuanto las organizaciones,  debe manejarse una propuesta de transformación desde el valor, es decir, tomar los conocimientos académicos y fundamentales de una persona, alinearlos y potencializarlos a través de sus calidades personales (siendo la inteligencia emocional más importante), para después enfocarlas en el trabajo a través de las competencias.

 

Las competencias que deben desarrollarse.

 

Como pueden ver, en la esencia misma de los procesos de transformación digital está más el aprendizaje y aprovechamiento de la tecnología, que su mero uso o posesión.

 

¿Pero cómo juega  la tecnología en todo esto?

 

Hay tres variables que, Marcela Perilla, VP comercial de ventas para LATAM de DELL LATAM menciona como claves para enfrentar los retos de competitividad que requieren los procesos de transformación digital:

 

  • Inclusión que permita que los trabajadores expandan sus capacidades laborales gracias a la tecnología y no al revés.
  • Empoderamiento de los trabajadores, como consecuencia directa de lo anterior, además de la posibilidad de desarrollar oficinas digitales con recursos que vayan más allá de compatibilidades, dispositivos o protocolos y presentan sus servicios de una manera transparente para el usuario.
  • Siendo lo último (pero no menos importante), la fluidez en IA, toda vez que sea por procesos internos o externos las organizaciones y sus personas entrarán en contacto con otras formas de inteligencia y debe reconocer el potencial de cambio que esto implica.

 

Las organizaciones deben estar listas para manejar este volumen de data.

 

Es interesante ver como la tecnología ya se convierte en una decisión estratégica para las organizaciones y no sólo en una compra de hardware para soportar otras tareas.  De hecho, hablando con Oscar Ospina, especialista de producto de DELL para LATAM, “la elección de la tecnología es ahora tan importante, como las elecciones de personal y mercados”.

 

Las habilidades de este siglo.

 

Seguramente en TECHcetera, se seguirá hablando del futuro del trabajo y de este evento, pues las implicaciones de lo aprendido se expanden a lo largo de muchas organizaciones y personas.

 

Mientras tanto, si quieren descargar el informe completo del “Futuro del Trabajo” pueden hacerlo en este Link.

 

Hablemos en Twitter

Andrés Felipe Sánchez

@innovandres