Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

One Comment

En la búsqueda del eslabón perdido de nuestra era!

Felipe Lizcano

En la actualidad cada minuto se producen inmensas cantidades de información que debido a su abundancia pasan de manera “casi” desapercibida para el común de la gente que tiene gran dificultad para procesarla, analizarla y así encontrarle coherencia. Tal como lo decía en el año 2013 en tan sólo 1 minuto:

  • 20 millones de fotos son vistas,
  • 141 horas de músicas son escuchadas,
  • Son enviados 204 millones de correos electrónicos,
  • Se hacen 2 millones de búsquedas en Google,
  • 277.000 personas entran en sus perfiles de Facebook,
  • Se escriben 100.000 tweets,
  • La gente reproduce 1,3 millones de videos en Youtube,
  • 20 personas son víctimas del robo de su identidad en la red,
  • Se disparan 135 virus letales para su computadora.

Ahora bien, se debe tener en cuenta que cada año la cantidad de información que se produce es mayor a la del año anterior debido al auge de las redes sociales y al aumento en la cantidad de conexiones de datos móviles. Por lo mismo, el termino “Big Data” cada vez se vuelve más popular (aunque es algo que no se ha terminado de definir) para hablar sobre la capacidad de ordenar y analizar los datos para generar nuevos descubrimientos científicos, modelos de negocios, experiencias de consumo y, en el mundo del #PeriodismoDeDatos, para rastrear la noticia, sacarla de donde esta escondida (al mejor estilo del cazador y la presa) y presentarla de una nueva manera (que va más allá de un artículo). Generando así  diagramas dinámicos, aplicaciones y otros medios que se actualizan conforme van evolucionando los datos que componen la noticia.

 

Debido a lo anterior, los periodistas se han visto en la necesidad de ir más allá de fuente oral, para convertirse en “investigadores” que “entrevistan a los datos”, los cuestionan, los ordenan (dado que la mayoría de las veces no se encuentran en formatos estructurados y, hay que hacer múltiples “peripecias”, para lograr ajustarlos a un estándar que se pueda usar fácilmente) y los comparan para ir hasta “el final de la noticia”!. Pero las cosas no terminan allí, una vez los datos se han estructurado, es necesario buscar la mejor forma de presentarlos al “consumidor objetivo” de la información, que no sólo va a verla, va a jugar con ella, filtrándola y ajustándola según sus propias necesidades.

Por lo mismo, en una era en donde la información es lo más importante, resulta paradójico que la sobre-oferta de la misma, termine por generar desinformación, convirtiendo a los datos en ese “eslabón perdido” que los #PeriodistasDeDatos, científicos, programadores, artistas y, hasta los políticos, están buscando dominar para influenciar a la población (que no se ha dado cuenta del valor de reportar y mapear lo que sucede a su alrededor)!. Ahí es donde el #PeriodistasDeDatos empiezan a tener un rol protagónico en la labor de:

  • Informar e impulsar a la población para que deje de asumir una posición pasiva y se ponga “manos a la obra” para cambiar su porvenir y el del ambiente que lo rodea,
  • Empujar a los gobernantes para que establezcan normas claras y, sobre todo, dejen a disposición del público toda la #Data necesaria para validar la información (comparándola con diferentes fuentes) y convertirla en un medio de fácil acceso para el consumidor objetivo de la misma,
  • Concientizar a todos los actores sobre la importancia de tener unos mejores datos desde el punto de vista humanitario para ayudar a erradicar la pobreza y suplir las necesidades básicas insatisfechas de las poblaciones vulnerables.

Como ñapa, aquí está lo mejor del #Hangout sobre #PeriodismoDeDatos con la participación de @diegocambiaso @MauricioJaramil @pipeliz_tech y la colaboración especial de @cavalenzu.