De 600 traders que tenia Goldman Sachs en NY hoy solo quedan 2. El trabajo lo hacen algoritmos de inteligencia artificial soportados por 2 ingenieros.