Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

2 Comments

Quiere probar qué tan frágil es su clave (contraseña)?

Quiere probar qué tan frágil es su clave (contraseña)?
Samir Estefan

Pareciera que no aprendemos. Análisis independientes de 2 firmas de seguridad (Keeper Security y TeamsID) confirman que a pesar del incremento en la cantidad y sofisticación de los ataques informáticos los usuarios siguen usando claves como 123456, password y qwerty para “proteger” los diferentes componentes de sus identidades digitales.

El 17% de las claves en el mundo es “123456”

Si usted es de los que usa 123456 como contraseña, preocúpese! De las 10 millones de claves analizadas por Keeper Security 17% fueron esa misma. Es más, las 25 claves mas usadas corresponden a la mitad de todas las claves analizadas, demostrando por qué a la gente la siguen robando en el ciberespacio. 

A estas alturas usted ya debería estar usando administrador de claves, así sea solo para no volverse loco memorizando todas las que usa, pero si no lo hace lo invito a que pruebe qué tan frágil es esa clave que usa (y seguro reusa en diferentes servicios) para proteger su información y sus datos.

Ingrese a HowSecureIsMyPassword.net – un servicio de Dashlane Password Manager – y valide cuánto tiempo tomará para que alguien (que quiera hacerlo) descifre su clave.

El servicio, que es gratuito y no guarda ni comparte la información que usted digita, le mostrará también las razones para la calificación que le ha otorgado y le dará tips de como mejorar su clave. Tips como aumentar la cantidad de dígitos, combinar mayúsculas y minúsculas con números y caracteres especiales, obviar palabras conocidas, evitar patrones y fechas o números que puedan ser asociados a su identidad con un poco de investigación. Y claro, a no reusar su clave en diferentes servicios. 

Así que ya sabe: NO DE PAPAYA!!! Pruebe que tan bien (o mal) está, mejore la calidad de sus passwords (ojalá usando un administrador), no recicle claves entre los diferentes servicios en los que las utiliza y, haga lo que haga, no la twittee.