Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top


Las ventas de Windows 8 decepcionan a Microsoft

Andrés Waldraff
  • El 19 noviembre, 2012
  • Geek de corazón, pero administrador de profesión, estoy sentado en la confluencia entre los negocios y la tecnología. Soy emprendedor e inversionista. Hoy dedico mi tiempo a mi mayor pasión, impulsar la innovación empresarial a través del emprendimiento. Me puede encontrar en Twitter como @awaldraff

Las noticias desde Redmond no son las mejores. De acuerdo a Paul Thurrott, uno de los analistas mas respetados en todo lo que tiene que ver con Microsoft, al interior de Microsoft hay mucha preocupación por los decepcionantes ventas de Windows 8 en sus primeras 3 semanas de vida pública. De acuerdo a las fuentes de Thurrott, los ejecutivos de Microsoft están culpando a los fabricantes por no empujar con suficiente agresividad el nuevo producto.

Mi lectura de la situación es algo diferente. El mercado empresarial siempre es algo lento para adoptar nuevas tecnologías y Windows 8 es un cambio radical de interface en el sistema operativo., esto se une a que también hicieron una migración reciente hacia Windows 7, luego del fracaso rotundo de Windows Vista. En cuanto al mercado de consumidores, otro informe bien interesante nos da alguna luz acerca de lo que podría estar sucediendo.

De acuerdo a una encuesta de usuarios de Windows realizada por el diario USA Today y por el fabricante de soluciones antivirus AVAST el día del lanzamiento de Windows 8, 42% de los usuarios que quieren comprar un nuevo dispositivo están planeando migrar hacia el ecosistema Apple. Otro dato interesante de la misma encuesta, muestra que solo 9% de los usuarios estarían pensando en acelerar su decisión de compra gracias a Windows 8. Pero entonces,¿que es lo que sucede con Windows 8, si ha tenido tan buena acogida entre los analistas?.

La razón, creo yo, puede estar en la diferencia entre los analistas, que son usuarios sofisticados, y el consumidor común, que no lo es. Podría haber un grupo con algo de desconfianza en Microsoft luego de caer en la desgracia del Windows Vista, y que está esperando a ver si Windows 8 se consolida. Y hay otro grupo, de usuarios menos sofisticados, que simplemente están confundidos pensando que Windows 8 es solo para dispositivos móviles. Cualquiera que sea la razón, los resultados explicarían la salida intempestiva de Steven Sinofski, y hacen pensar que realmente Microsoft está en graves problemas, pues ni haciendo bien las cosas tiene como salir del mal ciclo que esta pasando.