fbpx
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Cuidado con esas suscripciones “gratuitas” en tiempos del COVID19!

Cuidado con esas suscripciones “gratuitas” en tiempos del COVID19!
Felipe Lizcano

La popular pruebita gratis! Es algo que en el encierro (la cuarentena por el COVID19) le puede terminar saliendo bastante costosa si no se suscribió de manera totalmente consciente de las implicaciones de la mismas!

 

 

Este no es nada nuevo, el popular “Try and Buy”, “Freebies” , incluso el “Shareware” son modelos antiguos creados, en teoría, para que los usuarios conozcan y prueben las condiciones de servicio antes de proceder a adquirirlo pero, en la realidad, la gran mayoría de las veces se trata de una estrategia de mercadeo para expandir la base de datos de prospecto que, de manera desapercibida se convertirán en clientes de un servicio que, posiblemente, no necesitan y, peor aún, no van a usar!

 

Como dicen por ahí: el que mucho abarca, poco aprieta!

 

Por lo mismo, es bueno ponerle una medida a las ganas y tomar las desiciones del caso con calma y cabeza fría! Para lograrlo, es necesario:

 

  • Comparar bien las diferentes ofertas que existen en el mercado (algo así hicimos en su momento con el caso de las plataformas de streaming). No sólo en términos de precios (recuerde que el precio del dólar en muchos países de Latinoamérica esta elevadísimo) sino de contenidos o funcionalidades (en el caso del software). Así sea dispendioso, es bueno leer la letra menuda acerca de las condiciones de renovación, dado que en su mayoría es de manera automática,
     

    Com parición de precios de algunas de las plataformas en USD

     
  • Validar si realmente el bien o servicio que se va a adquirir es necesario o, es algo que no se va a usar y terminará generando un gasto extra por no planear.
  • Configurar alertas en el calendario, ojalá unos días antes para que la fecha de la renovación no lo tome por sorpresa,
  • Tomar una pantalla de las condiciones de servicio ofrecidas en el momento de tomarlo. Así las cosas, si el desarrollador cambia la oferta o hay algo que no le cuadra, usted tendrá todas las pruebas necesarias para hacer la validación y presentar una queja,
  • Guardar las contraseñas del sitio que presta el servicio en un Manejador de Passwords para evitar que esta sea la razón para seguir pagando por algo que no usa,
  • Usar (en lo posible) una Tarjeta de Crédito virtual o temporal que sea fácil de cancelarla en caso que ya no se necesite el servicio. De esta manera se puede evitar la renovación automática.
  • Revisar las condiciones de soporte en caso que llegue a tener un problema dado que, muchas veces el “call center” de las compañías que prestan el servicio, tiene operadores que hablan idiomas diferentes al local y, puede llegar a ser todo un “Vía Crucis” llega a hacerse entender!

 

 
Por último pero, no menos importante, vale la pena pensar si el servicio en cuestión se va a seguir usando una vez la cuarentena y el encierro terminen!.