fbpx
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Del “boca a boca” al “clic a clic?”

Staff TECHcetera

En el mundo actual se ha dicho de todo del social media. Que no podemos vivir sin el, que dentro del entorno digital son la realidad actual o que quien no esté en las redes sociales, no existe. La verdad es que la inmediatez de la tecnología actual le ha dado un vuelco total a las prácticas de mercadeo, logrando que ese “boca a boca” ya no sea tal y hoy tengamos un increíble “clic a clic”.

Las redes sociales muchas veces se han visto encasilladas como un grupo de personas que se conectan y que están pendientes de lo que hacen o dejen de hacer sus pares. Con este post busco abrirle los ojos a un suceso que veo viene sucediendo en este nuestro mundo digital y la verdad ojalá lo abordemos de una manera que realmente aprovechemos en todo o casi todo su alcance.

Hace un tiempo, el famoso WOM o boca a boca, como le llamamos en castellano, tardaba su tiempo en ser construido. La información tardaba días, semanas o hasta meses en ir de un continente a otro, o de una costa a la otra. Hoy en día tenemos gracias, a la tecnología y a su inmediatez, la capacidad de darle la vuelta al mundo en cuestión de segundos. La gente cuando va a adquirir un bien o servicio revisa lo que otras personas han dicho, o si les ha parecido bueno o malo. Vámonos al mundo automotriz: En la red está toda la información que alguien como yo, que no soy gran conocedor de carros, busca. Cuantos km por galón, emisiones, caballos de fuerza, accesorios los cuales cuando mecánicamente no se sabe mucho, de gadgets es lo que se sabe. Si tiene GPS, radio con mp3, etcétera. 

Ya en el momento de tomar la decisión de ir a un concesionario a comprar un carro, el consumidor tienen en su poder toda la información que lo lleva a decidir. Inclusive cuando llega, el vendedor no tiene que hacer nada más que llevarlo a completar el papeleo necesario. Por qué? porque primero revisó entre sus 500 amigos (cantidad promedio) quiénes compraron carro en los últimos 6 meses. Vió en las fotos de los paseos que hicieron por tierra, en qué carros se fueron y además se acordó de los Twitters de sus amigos cuáles tuvieron o no una parada inesperada a mitad de camino, gracias a algún tema mecánico.

Ahora bien. Todo esto sucede de manera informal y cada uno de nosotros lo hace de manera individual con su masa crítica personal de donde puede obtener la información necesaria.

Qué sigue? Ya estamos viendo organizaciones que lo hacen de manera metódica o inclusive sistemática. Veremos comunidades donde las marcas pueden obtener una gran cantidad de información sobre lo que buscan sus consumidores. Pueden recoger todo lo que se comparte entre ellos apoyándose en plataformas virtuales de estudio de tendencias en mercadeo. Y lo más importante, a todos ellos los podrán poner hablar de manera controlada sobre sus productos y/o servicios.

Solo piénselo, será algo asi como el elíxir de la vida o la fuente de la eterna juventud. Solo con la diferencia que no serán largas “cruzadas”, sino como lo digo al principio, serán cortas y precisas “puntadas” gracias a la inmediatez que tenemos gracias a la tecnología.