Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

¿Cómo preparar su Android antes de prestárselo a un niño?

¿Cómo preparar su Android antes de prestárselo a un niño?
Felipe Lizcano

La mayoría de padres y adultos mayores al ver a un niño interactuar con las nuevas tecnologías suelen afirmar que las nuevas generaciones “ya vienen con el chip puesto”, dado que se les facilita mucho realizar diversas tareas debido a lo intuitivas que son las nuevas interfaces de los dispositivos actuales y el contacto con las mismas desde temprana edad.

Por lo mismo, a muchos padres no piensan dos veces en permitirle a sus niños interactuar con los dispositivos en donde puedan entrar en contacto con una gran cantidad de contenidos nocivos de internet y/o hacer compras fácilmente en la tienda de aplicaciones para Android llamada Play Store.

 

No se debe confundir la habilidad para interactuar con los dispositivos con la madurez necesaria para discernir lo bueno de lo malo en un mundo digital

 

Es una verdad a gritos que “no es posible evitar que los niños y adolescentes usen los dispositivos” que, también tienen su lado bueno, pues desarrollan en chicos y grandes habilidades de control, de toma de desiciones y de velocidad mental. Por tanto, hay que trabajar más en pro de la educación y el control que de la prohibición, usando las opciones disponibles para vigilar adecuadamente la situación.

 

¿Cómo activar las opciones de Control Parental en Android?

 

Un buen consejo para todos los padres es configurar las opciones del “Control Parental” de Google Play. Hacerlo no es difícil, basta con:

  • Ir Google Play,
  • Abrir el menú de configuración,
  • Remitirse a la opción de “Controles Parentales”,
  • Activarlos,
  • Configurar el “Pin” o contraseña para cambiar la configuración,
  • Proceder a otorgar los permisos y restricciones a nivel de contenidos del dispositivo (aquí se debe tener cuidado ya que las aplicaciones que ya estén instaladas, previas a la configuración del control parental, seguirán visibles en el dispositivo).

 

 

Una vez el perfil está listo, vale la pena hacer las pruebas para revisar que las aplicaciones seleccionadas sean seguras y no permitan al niño acceder a contenidos nocivos o con cargos a la tarjeta de crédito. Para controlar dichos cargos, es importante activar “Solicitar autenticación para realizar compras” en las opciones de configuración de Google Play.

 

¿Algo más que aprender acerca del Control Parental?

 

Seguramente algunos lectores en el momento de activar los “Controles Parentales” se habrán dado cuenta que existe una clasificación de contenidos que no sólo es para las películas! Pero, más allá de asombrarse, es muy importante conocerla para que el niño pueda jugar en un ambiente controlado (en caso de problemas para visualizar el siguiente video, por favor hacer clic aquí).

 

 

Puede que muchas de las situaciones vistas en el anterior video sean nuevas para algunos padres; pero es una realidad que los videojuegos pueden tener contenidos inapropiados en múltiples formas para ciertas audiencias. Por lo mismo, hay que proteger y regular la exposición de los menores de edad, con conocimiento de causa.

 

Después de activar el control parental ya es posible prestarle la terminal a su hijo y tener cierto nivel de “tranquilidad mental”. De todas maneras, con el tiempo, usted puede notar que el pequeño requiere más control a nivel de los contenidos que visita en el navegador, los horarios y tiempos de uso del dispositivo.

 

Para terminar, es muy recomendable siempre involucrarse, validar lo que el pequeño hace, los contenidos que consume (usándolos como punto de conversación, siempre tratando de orientarlo) y, sobre todo, dar ejemplo para que el menor de edad crezca al lado de una figura que le enseñe el balance que debe existir a nivel de una “dieta digital”.