Seamos francos, muy poca gente necesita un Dron, esto no implica que cada vez que veamos uno no nos quedemos mirando como un niño pequeño frente a vitrina de dulcería.

La cámara es tremendamente estable.

Partiendo de ahí probamos el nuevo, mmmmm aunque nuevo quizás no sea la palabra, DJI Phantom SE, ¿Y por qué dudo cuando lo digo?, porque en este caso (y hasta coincidiendo con el nombre) se trata de lo mismo que hizo Apple cuando llegó al mercado con el iPhone SE. Verán el DJI Phantom SE se ve y se siente como un Phatom 3, pero integra la tecnología mejoras del mucho más costoso Phatom 4. Exactamente lo que pasa con el iPhone SE, cuerpo de 5 prestaciones del 6S.

Para comenzar trabajamos con una cámara integrada con una resolución de 12 MPX que permite grabar en 4k. El manejo del color y la profundidad es muy bueno, y a diferencia de generaciones anteriores que integraba un GoPro o una cámara bastante similar no presume de un gran angular exagerado; sino de un muy agradable lente de 94 grados de apertura. El gimbal es bastante estable y compensa bien las condiciones climáticas adversas.

Cámara de 12 Mpls con 4k integrada.

La autonomía de la batería es de 25 minutos y el tiempo de carga es de una hora. Ahora, si hablamos de alcance nos encontramos con tremenda sorpresa. En papel, debería ser capaz de 4 Km, pero eso sólo en la versión “americana” pues por las regulaciones del caso, en la versión europea se está limitado a 500 mts, he podido averiguar que en el caso de Colombia, dependiendo del importador se venden ambas versiones al mismo precio, así que por todo lo sagrado, NO COMPRE LA VERSIÓN EUROPEA.

Todo se controla de manera sencilla desde el app.

Ahora, hablando de la experiencia de vuelo, algo que se puede decir de DJI es que gran parte de su éxito ha dependido de la facilidad de manejo que entregan incluso a usuario más inexperto. Yo personalmente sufrí lo indecible con la línea Bepop de Parrot. Excelentes drones pero difíciles de manejar y bastante, “temperamentales” por decir lo menos.  En el caso del Phantom SE, nada de controles exagerados, nada de mandos ultra sensibles. Una gran experiencia de control en pocas palabras y bastante fácil de aprender. Todo se trata de diversión y dejarse sorprender de las asombrosas vistas.

Un vuelo de prueba con el #DJI El Phatom SE!

Posted by TECHcetera on jueves, 28 de diciembre de 2017

 

Cuando se pierde la señal, se puede establecer la altura que el dron debe tomar automáticamente para volver a capturar la señal del WiFi emitida desde el control, de igual manera se puede configurar el botón del pánico para que en caso de emergencia vuelva autónomamente  a una posición determinada por GPS. En general si el uso es recreacional o profesional el Phatom SE, responde. Todo depende de la habilidad del piloto y los accesorios que se le compren, pues si bien como viene de fábrica es una solución muy completa, tanto de la gente de DJI, como de terceros la cantidad de accesorios es inmensa.

Por lo demás hay poco que decir, la velocidad máxima de vuelo es de  hasta 50 Km/h. Posee además un soberbio control estabilidad pues el video que ven en este artículo fue grabado con vientos de 30 Km/h y lo hizo sin mayor problema, toda un logro que pocas marcas pueden presumir. En Colombia tiene un precio que ronda los 3.5 millones, con las baterías adicionales por 340.000 pesos.  Pero al final del día ¿Pueden ponerle precio a tanta diversión?

Incluso con vientos fuertes se mantuvo la estabilidad y buen vuelo en el Phantom SE.

Como dije al principio. No lo necesitamos, pero definitivamente, lo queremos.

Un último consejo, por nada del mundo descarguen la última versión del App, no sirve para nada!. Descarguen la que dice “before Phatom 4”.

Hablemos en twitter.

Andrés Felipe Sánchez Cano

@innovandres

Pd: Las fotos y videos, las tomé en la región occidental de Eslovaquia en donde me encuentro de vacaciones 🙂

  • diegoparedes

    Esta nueva tecnología abrió muchos campo en la exploración de territorios.

Andrés Felipe Sánchez

About Andrés Felipe Sánchez

Máster en Creatividad e Innovación, fotógrafo consumado, todo en este mundo surgió de una buena idea. Fanático de la astronomía y la buena ciencia ficción, guitarrista frustrado, aún juego con legos y colecciono hotwheels. Soy un firme creyente de que la tecnología, si se entiende y usa bien, acerca a las personas de maneras interesantes y creativas. Actualmente soy director estratégico digital para una marca de bebidas.

Category

LABS, REVIEWS

Tags

, , , , , , , ,